DietasInfo.com

← La dieta del biorritmo Cómo es la dieta Seignalet, parte 2 →
Jorge Grippo

Cómo es la dieta Seignalet

Esta dieta, llamada también hipotónica, antigua o paleolítica, fue propuesta por el francés Jean Seignalet. Su formación como médico y biólogo le permitió elaborar una teoría que relacionó gran parte de las enfermedades autoinmunes con la moderna alimentación. La propuesta es que muchos alimentos modernos se han modificado con respecto a los alimentos “ancestrales”, pero nuestro sistema digestivo no. De ahí que la base de esta dieta sea consumir alimentos no alterados y, por lo tanto, mucho mejor asimilables.

Es una dieta que apunta a la salud y, por consiguiente, a mantener un peso adecuado. Requiere la participación activa del usuario.

La dieta Seignalet se basa en los siguientes principios generales:

 

1. Exclusión de cereales (excepto arroz y trigo sarraceno).

2. Exclusión de leches animales y sus derivados.

3. Consumo de gran cantidad de productos crudos (más del 70% de la dieta).

4. Uso de aceite de oliva virgen.

5. Prioridad de los productos biológicos u orgánicos.

6. Consumo de probióticos y suplementos de magnesio.

 

Veámosla más en detalle.

 

1. Cereales

Los cereales modernos (entre ellos, maíz, trigo, cebada, centeno y avena) han sufrido demasiadas mutaciones. Los productos hechos de harina de estos cereales (pastas, pan, repostería, cuscús, bulgor) también se prohíben.

Se permiten los cereales “antiguos” (salvajes, crudos o cocinados a menos de 110 ºC). El arroz (que se ha mantenido casi inalterado) y el trigo sarraceno se aceptan. Quizás también el sésamo sea bueno, como otros cereales que no han sufrido el procesamiento masivo (sorgo, quinoa, amaranto). El mijo es dudoso.

Se puede utilizar harina de los alimentos aceptados (trigo sarraceno, quinoa, soja, garbanzos, arroz, plátao), y almidón de maíz y de trigo, porque no contienen proteínas (si están purificados).

2. Leches animales

Todas (de vaca, cabra, oveja, etc.) y sus derivados (mantequilla, queso, nata, yogur, etc.) están prohibidas. Seignalet dice que la supresión de lácteos no provoca déficit de calcio, pues legumbres, ensaladas y frutas aportan el necesario. Se proponen como sustitutos los derivados de la soja (leche, queso tofu, yogur). También hay otras leches vegetales aceptadas: de almendras, avellanas, arroz.

Receta ejemplo: Bacalao con salsa de miel.

 

 

 

Compártelo

Te puede interesar también
Gordo, enfermo y casi muerto, la dieta de Joe Cross
La dieta cetogénica
Cuántas calorías tiene la zanahoria

Coméntalo en tu Facebook

← La dieta del biorritmo Cómo es la dieta Seignalet, parte 2 →