DietasInfo.com

← La dieta sin azúcar Consejos para no engordar cuando se come fuera de casa →
Jorge Grippo

Yerba Mate

El mate es una infusión que se prepara con hojas de yerba mate (Ílex paraguaiensis), una planta oriunda de las cuencas de los ríos Paraná y Paraguay, el curso superior del río Uruguay y el sur de Brasil.

Estas plantas se secan, se cortan y se muelen. El producto final, que puede venir con más o menos “palo”, tiene un sabor amargo que se debe a los taninos de las hojas. Por eso, a veces se endulza el mate con azúcar, miel o edulcorante, aunque los “expertos” aseguran que el verdadero mate es el “amargo”.

Se toma caliente, en un recipiente relativamente pequeño, de diversas formas y materiales, a veces llamado “porongo”, y con una bombilla (sorbete o pajilla) de metal o madera. La espuma que se ve en la superficie de la bebida se debe a los glicósidos que contiene la yerba mate.

El mate ya era consumido en la época precolombina por los guaraníes (habitantes de aquella zona) y otros grupos étnicos. Fue adoptado por los colonizadores españoles y se convirtió en parte de la cultura popular en Argentina, Paraguay y Uruguay, Brasil, zonas de Bolivia y la Patagonia chilena.

Como sucede con el té o el café, el mate tiene efectos estimulantes debidos a la mateína (en realidad, cafeína); por esto favorece la atención y las actividades intelectuales, y es antidepresivo pero, a diferencia del café, no es adictivo. También se considera una infusión digestiva, depuradora del organismo y antioxidante.

A veces se le añaden otras hierbas para compensar su sabor algo ácido y los efectos estimulantes de la mateína. También se le pueden agregar ralladuras de limón o naranja.

Se ha estudiado que la diuresis lograda por el elevado consumo de mate contrapesaba los excesos de la dieta hiperproteica típica de los primitivos habitantes de la región. También se afirma que la ingesta de mate puede reducir el colesterol LDL o colesterol “malo”, a la vez que aumenta el colesterol HDL o colesterol “bueno”. Todo lo cual tiene efectos contra la obesidad y las enfermedades cardiovasculares.

El mate solamente estaría contraindicado en personas ansiosas, que padezcan insomnio o disfunciones renales severas.

 

Compártelo

Te puede interesar también
Gordo, enfermo y casi muerto, la dieta de Joe Cross
La dieta cetogénica
Cómo es la dieta genética, segunda parte

Coméntalo en tu Facebook

← La dieta sin azúcar Consejos para no engordar cuando se come fuera de casa →